Buenos Aires (EP) 14 Dic. – Son una herramienta indispensable para la investigación, la conservación de la biodiversidad y la protección de la estructura y funcionamiento de los ecosistemas.

En el día de hoy, en el Senado se trataría el proyecto de Ley de creación de 2 nuevas áreas marinas protegidas en el Mar Argentino que podrían triplicar la protección actual con la que cuenta actualmente.  Sólo el 2,6% del Mar Argentino se encuentra hoy bajo la categoría de áreas marinas protegidas.

Incrementar ese porcentaje en forma significativa redundaría en beneficios ambientales, económicos y sociales, y reforzaría la intención de cumplir con los compromisos internacionales asumidos por el país. El proyecto de Ley de creación de las áreas Marinas Protegidas Namuncurá / Burdwood 2 y Yaganes  que ya cuenta con media sanción en la Cámara de Diputados sumaría 84.000 kilómetros cuadrados protegidos a nuestro mar, incrementando un 5.2% de su superficie bajo alguna categoría de protección.

Las Áreas Marinas Protegidas entre sus múltiples beneficios, promueven economías locales más sustentables, preservan valores culturales, fortalecen relaciones internacionales y favorecen la adaptación al cambio climático (resiliencia).

Son una herramienta indispensable para la investigación, la conservación de la biodiversidad y la protección de la estructura y funcionamiento de los ecosistemas.

En Vida Silvestre ya fuimos participes de la creación del Áreas marina Protegida Namuncurá / banco Burdwood en 2013 logrando que nuestro mar aumente su protección  llegando al 2.6% de hoy a partir de la campaña La Hora del Planeta. A partir de mañana podemos llegar a tener casi el 8% protegido.

Gentileza Prensa Vida Silvestre – Revista Nuevas Energias