Santa Cruz (EP) 16 de Mayo. – Es por la filtración de gas oíl ocurrida en el paraje Punta Bandera. El origen es el predio de la usina estatal. En las primeras conjeturas no surge que haya sido un nuevo derrame, sino que se trataría del fruto del ocurrido en 2013. Aseguran que no se hizo la limpieza como se debía-

El jefe de la Prefectura Naval en la zona del lago Argentino Horacio Forneris confirmó que esa fuerza comenzó actuaciones por el delito de daño ambiental surgido días atrás con la presencia de combustible en ese espejo de agua, en zona del paraje Punta Bandera.

El jefe de esa fuerza federal atendió en una entrevista al programa radial Turno Mañana de FM Dimensión, oportunidad en la que aseguró que las actuaciones se iniciaron luego del aviso de la empresa turística Solo Patagonia, cuyo predio también se ve afectado por la presencia del combustible.

Como informó ahoracalafate.com.ar el fin de semana, un nuevo hecho de daño ambiental ocurre en Punta Bandera, a 45 kilómetros de esta ciudad.

Aunque en menor cantidad de combustible, se parece bastante al ocurrido cuatro años atrás, cuando mas de 10 mil litros de combustible cayeron al suelo, y se filtró hasta el lago, desde el predio de la usina de energía eléctrica, dependiente de la empresa provincial Servicios Públicos Sociedad del Estado.

El jefe de la Prefectura confirmó que luego que se diera intervención al juzgado de instrucción penal de esta ciudad, y a su par de la justicia federal con asiento en Río Gallegos, el sábado se hizo presente una comisión de la Secretaría de Medio Ambienta de la Provincia.

Forneris dijo que se hizo una inspección en el lugar y que en una primera conjetura no se trataría de un nuevo derrame, sino que sería el resultado de una mala remediación que se hizo hace cuatro años cuando ocurrió el arrojado accidental de mas de 10 mil litros de combustible, en el predio de la usina estatal.

“En la primera conjetura, sería que en esa oportunidad no se hizo una limpieza como debería haber sido”, comentó el jefe de esa fuerza.

Contó que luego de recorrer el lugar, junto a funcionarios de Medio Ambiente de Provincia, se estimó que no hubo un nuevo derrame sino que al no haberse realizado una correcta limpieza del lugar, y ante días de lluvia, el combustible quedó en las napas y surgió a superficie.

“Se está dando un expediente en el que nos han dado distintos lineamientos a seguir como el seguimiento de la mancha y como sigue la contaminación, tomamos muestras fotografías y filmación, y se notificó a Servicios Públicos, ellos han contratado camiones para hacer tareas de limpieza”, comentó de Forneris.

“Está confirmado que es gasoil”, dijo el prefecto en la entrevista.

El jefe de la prefectura local comentó que no es una gran cantidad de líquido pero que por efecto de filtración igual ha llegado al lago Argentino.

Fuente Ahora Calafate