Chubut (EPatagonicas) 30 de Mayo. – El piloto radicado en Cholila, Daniel Roy Wegrzyn, comenzó junto a especialistas, a plantar cipreses para recuperar parte de la flora que se vio destruida en el lamentable incendio en la Cordillera.

“Estamos terminando la plantación de los primeros cipreses. El área escogida es un cipresal completamente quemado con una configuración variada de pendiente, exposición al sol, suelos e incluso agresividad del fuego. Cubre unas 16 has con 8000 plantas”, comentó Daniel Roy Wegrzyn, piloto radicado en la zona y comprometido en la causa de Cholila, buscando la recuperación de la flora del lugar.

Las biólogas Silvia y Melissa colaboraron junto al piloto para la recuperación y definieron una de las parcelas de investigación, donde se colocaron plantines de tres años con buen desarrollo radicular. Asimismo, “cada planta se protegió del agua de escorrentía y del sol. En estos días, y a partir de la impermeabilización de la superficie, se harán trabajos para favorecer la infiltración” continúa Wegrzyn en su relato y añade “se determinaron varias parcelas circulares que incluyen 10/11 pequeños cipreses cada una, como muestra a efectos de hacerles un esmerado seguimiento”.

El piloto también puntualizó que “si bien la superficie está totalmente quemada, hay mucha materia orgánica conformada por raíces. Se tomaron muestras para determinar si los hongos descomponedores sobrevivieron. Esto daría mayores garantías de sobrevivencia”.

Los plantines son colocados a la par de los mismos muertos por el incendio “quizás en cincuenta años este pequeño ciprés podrá reemplazar a su conespecífico quien, aún muerto, le brinda refugio, abrigo y nutrientes” detalla el piloto y activista por la recuperación de la flora de Cholila.

Daniel Roy Wegrzyn especificó que “el suelo ha sufrido una evidente impermeabilización provocada por el fino material de ceniza que se ha infiltrado en la primer capa del suelo, apenas debajo de lo que fue el mantillo. A pesar de las lluvias de los últimos días, debajo de esta capa negra el suelo estaba completamente seco. Es importante romper esta capa superficial alrededor de la planta para que el agua pueda ingresar hasta las raíces”.

Para finalizar el piloto, detalla que esto recién es el comienzo ya que este lugar “será el escenario para distintas experiencias. Se han tomado muestras de suelo y se hará un detallado seguimiento de la supervivencia, crecimiento y se buscará determinar cuáles son las agresiones ambientales que más podrían afectarlos”.