Neuquén (EPatagonicas) 27 de Octubre. – En la intersección de Lules y Río Uruguay fue detectado por vecinos de la ciudad un camión que vertía ácido de batería, líquido de radiador, aceite de motor y otros fluidos contaminantes, en un alcantarillado público. Además se encontraron elementos que obstruían la alcantarilla.

El camión, conducido por Pablo Daniel Morales, fue secuestrado por Inspectores de la Dirección de Fiscalización Operativa, quedando a disposición del Tribunal Municipal de Faltas de Neuquén. El chofer y un acompañante fueron demorados por la Policía Provincial ya que no solo es una falta contravencional sino una falta grave contra la salud de las personas según la Legislación Argentina.

La colaboración de la Policía fue crucial en el procedimiento interviniendo la Comisaría 16° a cargo del Oficial Principal Pablo Encina.