Buenos Aires (EP), 23 de Abril 2021. FinningCAT implementó una planta de tratamiento de hidrocarburos en su sucursal de Córdoba.

Con una población mundial que crece cada año y la demanda de productos y servicios que sigue una línea creciente, las actividades productivas deben trabajar en consonancia a esas nuevas exigencias. Esto impacta en el medio ambiente y es por eso que algunas compañías trabajan en la implementación de proyectos que ayuden a concretar una gestión racional y sostenida de los recursos naturales.

En este contexto, FinningCAT instaló una planta separadora de hidrocarburos en su sucursal de la provincia de Córdoba. “El agua es utilizada como materia prima en nuestros procesos, para enfriamiento de maquinaria, para limpieza, entre otros fines. Los altos niveles de consumo despertó en nuestro equipo la necesidad de diseñar un proyecto de aprovechamiento y recuperación de este valioso recurso”, explicó Ricardo Chamoux, Jefe de Infraestructura de Finning Argentina.

La compañía no solo está preocupada en devolver a las fuentes hídricas el agua utilizada de la mejor calidad posible para evitar la contaminación del entorno, si no también trabaja en la conservación del recurso y en su reutilización.

Con la implementación del proyecto, la compañía logró optimizar el consumo en un 90 por ciento en el último mes y busca replicar la experiencia en sus sucursales a lo largo y ancho del país. La primera planta fue en Salta y la próxima estará situada en Mendoza.

“Las buenas prácticas ambientales son y siempre van a ser prioridad para FinningCAT, es por ello que trabajamos constantemente en mejorar nuestros procedimientos e implementar nuevas tecnologías para proteger el medio ambiente”, detalló German Wilson, Vicepresidente de Operaciones de Finning Argentina.

El 22 de abril se celebra el Día Mundial de la Tierra y este es el camino que sigue FinningCAT manifestando su preocupación por el cuidado del agua y el uso eficiente en instalaciones y procesos.