Buenos Aires (EP) 11 Mar. – La crisis económica influyó profundamente en los resultados de Loma Negra: según informó, sus ganancias netas se desplomaron 47% en 2018.

A pesar de esto, espera que la situación “se revierta a mediados de año”, aunque evitaron dar mayores precisiones.

“Durante 2018, la demanda de cemento en Argentina se debilitó mucho en la segunda mitad del año, lo que dio como resultado un descenso interanual del 2,6% para el año”, dijo Sergio Faifman, CEO de la compañía.

Estos malos resultados fueron generados por la contracción en el sector de la construcción, que hasta enero pasado acumuló 5 meses consecutivos de números negativos. Hasta el momento, la mayor caída fue la de diciembre, cuando la construcción retrocedió 20,6% respecto al mismo mes del año pasado.

Esta caída está enmarcada en la disminución de la obra pública, un hecho incluido en el plan de ajuste fiscal del Gobierno nacional.

“Cerramos el año con otro trimestre sólido, a pesar del entorno macro-económico desafiante en Argentina. Específicamente, nuestro principal negocio, el cemento en Argentina, generó tanto un crecimiento de EBITDA ajustado como una expansión de margen, incluso con una demanda de volumen más débil en el país”, agregó.

El titular de Loma Negra también resaltó los avances que la empresa obtuvo el año pasado en sus ingresos por ventas (7,9%) y que permitieron un salto del 7,8% en la ganancia bruta. Sin embargo, la ganancia neta (que se define tras contabilizar todos los costos e impuestos) se ubicó en 1.951 millones de pesos, es decir, un 47% menos que en 2017, informó La Voz del Interior.

El reciente balance de Loma Negra contrasta con el del año pasado, cuando reportó un salto de 208% en la ganancia neta.

Gentileza Iprofesional.com