Neuquén (EPatagonicas) 30 de Junio. – El estado neuquino trabaja en el ordenamiento territorial de las actividades industriales y la protección ambiental, con el objetivo de que los nuevos proyectos industriales, en particular aquellos vinculados con la industria hidrocarburífera, se localicen de acuerdo a las decisiones de planificación de los ámbitos provincial y municipal.

El trabajo es llevado adelante por la secretaría de Estado de Ambiente y Desarrollo Sostenible, el Copade y otros organismos. La intención es producir traslados de manera progresiva, gradual y coordinada de aquellas industrias existentes que desarrollan actividades riesgosas, a zonas industriales que se encuentren alejadas del conglomerado urbano y donde prevalezcan condiciones ambientales que aseguren un desarrollo sostenible.

El incremento continuo de la actividad hidrocarburífera, la explotación de yacimientos no convencionales de gas y petróleo y la radicación de las industrias de servicios asociados a ella ha generado el abrupto incremento en la tendencia de crecimiento de la planta urbana hacia las zonas industriales, cuya consecuencia es una convivencia forzada y conflicto por el uso del suelo entre el desarrollo industrial y el desarrollo urbano, que se contrapone a la idea del agrupamiento de las actividades industriales que deben estar asentadas en zonas específicamente planificadas para ese uso.

En algunos casos, el desarrollo de ciertos procesos inherentes a las actividades industriales, la baja tecnología de procesos y las deficiencias en prácticas operacionales puede resultar potencialmente dañoso para la salud de la población y el ambiente.

Como antecedente, el incidente ambiental ocurrido en octubre de 2014 en el Parque Industrial Este Neuquén relacionado con malas prácticas en el tratamiento de residuos peligrosos puso de manifiesto la urgencia en la definición de medidas correctivas.