Buenos Aires (EP) 25 de Jun. – Sabemos que los SUV’s son la tendencia del momento y que varias marcas ya adelantaron que van a “inundar” el mercado con vehículos de este tipo debido a que su altísima demanda les asegura una buena rentabilidad. Una de las automotrices que históricamente siempre apostó por los SUV’s -como buena firma norteamericana- es Chevrolet, que ahora encontró un hueco en su gama para sumar uno más: la nueva Blazer.

Seguramente todos recuerdan esa denominación como la versión carrozada de la pick up mediana S10, que en su última generación pasó a denominarse Trailblazer y se vende en algunos mercados, no así en Estados Unidos. Es por eso que la marca del moño decidió “revivir” el nombre Blazer, pero completamente reformulado: ya no es más un vehículo derivado de una pick up, ahora está claramente inspirada en el icónico Camaro.

Así como Ford viene anunciando desde hace algún tiempo que desarrollará un SUV inspirado en el Mustang –el Mach 1 (ver nota)-, Chevrolet se adelantó y casi sorpresivamente, develó esta nueva Blazer que será producida en la planta mexicana de Ramos Arizpe, compartiendo la línea de montaje con la Equinox.

Estéticamente llama la atención por su agresivo diseño, con el sector frontal muy similar al restyling que recibió recientemente el Camaro, con faros finos y alargados que se unen a la parrilla y a la enorme toma de aire central con una máscara negra y los faros antinieblas de formato trapezoidal en los extremos. Con nervaduras bien marcadas en el capot y una figura musculosa, con los pasarruedas ensanchados, llantas de aleación de 18 a 21 pulgadas y una línea de cintura ascendente que separa el techo de la carrocería, su aspecto está muy bien logrado y reinterpreta muy bien la esencia del muscle car.

El parecido con el Camaro no es solo exterior, puertas adentro el tablero también es similar, con las características salidas de aire circulares y la pantalla táctil del sistema multimedia MyLink compatible con Android Auto y Apple CarPlay. Adicionalmente dispondrá del servicio OnStar, visión de 360º, control de crucero adaptativo, alerta de cambio de carril con corrección de la dirección, alerta de colisión y sistema de frenado automático de emergencia.

Si bien como mencionamos anteriormente, comparte la línea de producción con la Equinox, utiliza otra plataforma, basada en la del Cadillac XT5 por lo que la configuración mecánica es distinta: se ofrecerá con motorizaciones nafteras 2.5 Ecotec de 194 CV y 25,9 kgm de torque o un V6 de 3.6 litros que desarrolla 309 CV y 37 kgm de par, acoplado a una transmisión automática de nueve marchas. Habrá variantes con tracción delantera o integral.

Inicialmente, la Blazer se comercializará sólo en el mercado norteamericano, posicionándose por encima de la Equinox y obviamente con una impronta más deportiva, aunque no se descarta su llegada a otros países a mediano plazo.

Gentileza 16 Valvulas