Europa (EPatagonicas) 17 de Dic. – La petrolera anglo-holandesa confirmó que despedirá alrededor de 2.800 empleados tras la aprobación final de la compra de BG Group

Tras anunciar que obtuvo la autorización de China para la compra de BG Group, la anglo-holandesa Royal Dutch Shell confirmó que se recortarán aproximadamente 2.800 puestos de trabajo a nivel global en ambas compañías.

Si bien aún falta la aprobación final de los accionistas de la petrolera, la fusión impulsó un nuevo recorte de personal, en este caso del 3 por ciento del total de la fuerza de trabajo de las compañías combinadas, según informó Rigzone.

En lo que va del año, Shell ha despedido más de 7.000 empleados, además de haber aplicado una reducción de gastos de operación y capital como métodos para paliar el fuerte impacto del desplome de los precios internacionales del petróleo.