Buenos Aires (EP) 12 Mar. – Publicará cada seis meses el Índice Provincial de Atractivo Renovable (IPAR) que permite medir el desarrollo del rubro en cada jurisdicción, tanto en lo que respecta a grandes parques como en la generación distribuida.

No por casualidad un día domingo el Gobierno difundió a través de un comunicado el lanzamiento de un nuevo mecanismo que medirá el atractivo de inversión en energías limpias en las provincias a través de 27 variables: regulatorias, fiscales e institucionales,  tecnológicas, recursos naturales y desarrollo de infraestructura.

Hoy lunes, desde la cartera de Energía esperan que la novedad forme parte de los medios gráficos y multimedia del interior del país. Para ello se utilizó la herramienta de la agencia de noticias Telam.

¿En qué consiste el IPAR? A priori, cabe aclarar que fue elaborado por equipos técnicos de la Facultad de Ciencias Económicas de la UBA en colaboración con la Subsecretaría de Energías Renovables y Eficiencia Energética.

Para este lanzamiento, el Gobierno preparó un completo documento que describe el funcionamiento del índice e incluye una introducción del Subsecretario del área a nivel nacional, Sebastián Kind.

“El IPAR pretende servir al efecto de evidenciar y perfeccionar la gestión nacional  y provincial en materia de fomento de las fuentes renovables de energía”, graficó el funcionario como uno de los objetivos.

De acuerdo a los estudios realizados en esta primera edición, las provincias que lideran el ranking son Buenos Aires, San Juan, Córdoba, Chubut, Catamarca y Mendoza.

Indirectamente, el IPAR evalúa a los funcionarios de cada distrito, lo que se espera actúe como “acelerador” de las gestiones locales. “Están expuestos”, opinó una fuente de Gobierno que conoce en detalle del programa.

Esto se observa en lo que respecta a generación distribuida, dado que el índice establece categorías para evaluar en detalle el grado de adhesión con la normativa nacional.

En el prólogo del documento, el Diputado Juan Carlos Villalonga (Cambiemos), autor de la Ley 27.424, deja entrever esta idea: “es necesario que las diferentes jurisdicciones adecúen sus marcos regulatorios e institucionales para acelerar el despliegue de las tecnologías renovables”.

El parte de prensa también hace un comentario que se puede leer entre líneas: “la periodicidad de la publicación será semestral y en las futuras ediciones se podrán incorporar nuevos parámetros que reflejen progresivamente el impacto de las acciones implementadas”.

Sin dudas, esta herramienta brinda a los empresarios la información necesaria para conocer en detalle los marcos regulatorios más confiables para el desarrollo de la inversión.

Algunos de las variables que considera el programa son: cantidad de empresas que participaron en el Programa RenovAr y MATER; megavatios en operación y construcción, adhesiones a las leyes 27.191 y el grado de adhesión a la 27.424, Proyectos en el Registro Nacional de Proyectos de Energías Renovables (RENPER).

También presta central atención a las exenciones a los impuestos a los sellos, ingresos brutos, inmobiliario; la calidad del recurso solar, eólico, para el aprovechamiento hidroeléctrico y de bioenergías; el endeudamiento de las distribuidoras; y la conectividad multimodal del transporte.

Calificación

Sobre el 100% del puntaje, los conceptos de “Tecnología, Recurso e Infraestructura” representan el 60%. El cumplimiento de los conceptos de la Ley 27.191 significa el 25%. La Ley de Generación Distribuida 27.424 significa el 15% restante.

Gentileza Energía Estratégica