Chubut (EP) 10 de May. – En el marco de un acuerdo estratégico entre las empresas Genneia S.A. y Fabri S.A., se concretó este miércoles la terminación de la centésima base hormigonada para aerogeneradores de energía eólica. Se trata de la consolidación de un proyecto que comenzó con la instalación de las bases del Parque Eólico Rawson, que tuvo continuidad con el Parque Eólico Chubut Norte I, y la concreción de las bases instaladas en el Parque Eólico Madryn donde se colocará un total de 62 aerogeneradores.

La concreción de esta iniciativa conjunta, fue motivo de un encuentro entre representantes de ambas empresas en el sitio donde se instaló la centésima base del proyecto, ocasión en que el Director de Operaciones de Genneia, Patricio Neffa, junto al titular de Fabri S.A., José Cardini y representantes de los trabajadores de la construcción, intercambiaron placas conmemorativas y presentes Las autoridades presentes, destacaron los resultados alcanzados a partir de la labor conjunta, que permiten desarrollar inversión en materia energética mediante un proceso limpio, renovable y sustentable.

Hubo especial mención para los trabajadores, que supieron capitalizar las herramientas de capacitación que les fueron otorgadas, para lograr nuevos objetivos con procesos novedosos, particularmente en el sector de la construcción, representada en este caso por Fabri S.A.

Un nuevo desafío

Las energías renovables provienen de recursos naturales que no se agotan, y por tanto ofrecen un sinnúmero de posibilidades, y en ese marco, la energía eólica ocupa un lugar destacado ya que es un recurso abundante, renovable, limpio y con menos costo de producción que otras energías.

Genneia, decidió tomar el desafío de generar energía limpia en Argentina a través de diversos proyectos en el país. En Patagonia, promueven la generación de energía eólica para el aprovechamiento de un recurso, por todos sabido inagotable.

Alfredo Bernardi, gerente de Relaciones Institucionales y Sustentabilidad de Genneia, anticipó que la primera etapa del Parque Eólico Madryn estará culminada en noviembre del año en curso, “y la segunda etapa esperamos concretarla parra noviembre de 2019”.

En cuanto a los proyectos ejecutados y aquellos que se encuentran en diversas etapas del proceso de concreción, Bernardi explicó que en Chubut, está en marcha el Parque Eólico Rawson, Loma Blanca 4, y “en el caso de Chubut Norte, se estará inaugurando en enero de 2019”, dijo, al tiempo que agregó que además del Parque Eólico Madryn que está en ejecución, se proyectan otros dos parques en la zona norte de Chubut, en tanto que “también hay un parque en construcción en Pomona, en Río Negro, que también forma parte del programa Renovar”.

La compañía además avanza con otros proyectos eólicos al sur de la provincia de Buenos Aires, y este año comenzará a desarrollar proyectos para la generación de energía solar mediante un parque en San Juan, y en el noroeste del país, promueve la generación de energía producida por Biomasa.

A partir de la promulgación de la Ley N° 27.191/2015, se establecieron nuevos objetivos y obligaciones para el desarrollo de fuentes renovables de generación de energía eléctrica, y Genneia decidió ser parte de ese desafío, dado que la normativa promueve la contratación de abastecimiento de energía renovable a largo plazo.

Los grandes usuarios con consumos de potencia superiores a 300KW tendrán la obligación de cumplir con 20% de fuente renovable a 2025, y por tanto se espera que los proyectos sigan surgiendo.

Los parques

El Parque Eólico Rawson (PER), es el parque eólico más grande de Argentina y está dentro de los más importantes de América Latina. Tiene una producción de 300.000 MWh anuales. En un año, los 300.000 MWh entregados al Sistema Argentino de Interconexión (SADI) representan, la energía suficiente para alimentar 100.000 hogares, el ahorro de emisión de 204.000 toneladas de CO2 a la atmósfera, el ahorro de US$ 75.000.000 en importación de combustibles fósiles y 49,3% de toda la energía eólica generada en el país.

La operación del Parque Eólico Chubut Norte I aumentará en 28,35 MW la potencia neta instalada, permitiendo brindar energía a unos 40 mil hogares del país.

En el caso del Parque Eólico Madryn, se trata de 62 aerogeneradores que producirán anualmente 1.000 GWh.

En todos los casos se trata de energía limpia y renovable en un país en el cual más del 80% de la generación eléctrica se obtiene quemando combustibles fósiles.

La matriz energética nacional afronta cada día mayor demanda y requerimientos de nuevas fuentes de energía.

Las energías renovables y limpias son el escalón futuro, en el que la compañía Genneia claramente busca posicionarse como desarrollador líder, con proyectos de soluciones energéticas sustentables concretos y a la vista.

Anclaje local

En cada zona del país donde se instalan los proyectos de generación de energías renovables, Genneia promueve la generación de empleo con recursos humanos locales, para lo cual se convoca a empresas de la región para avanzar en el proceso. Es así que en Chubut, la compañía encontró un socio estratégico, Fabri S.A., empresa a la que valoran por compartir los mismos principios de capacitación y calificación permanente del recurso humano, la innovación e incorporación de nuevas tecnologías tendientes a lograr un servicio eficaz y eficiente.

En ese marco, José Cardini, destacó los resultados obtenidos a partir de la relación con la compañía de generación de energía, que el caso del Parque Eólico Madryn, que cuenta sólo en el sector operativo con más de 150 personas, a las que se suman los trabajadores de Fabri que realizan tareas en la planta de la empresa en el parque industrial de la ciudad.

“Estamos construyendo una base, para un aerogenerador que tiene el eje a 115 metros de altura, y en el interior de esta masa de hormigón de 500 metros cúbicos, que se han hecho en 8 horas, hay 56 toneladas de barras de acero y un anclaje de 18 toneladas”, explicó Cardini acerca de la construcción de la centésima base instalada en el parque, ejemplificando así, la magnitud de la obra.

Fabri S.A., tiene asignada no menos de dos centenares de personas en las diversas tareas que demanda la construcción de las bases para los aerogeneradores, la apertura de caminos para llegar a los puntos de instalación, el hormigonado, tareas de investigación, ingeniería y de servicios.

En ese contexto, José Cardini destaca que para desarrollar la construcción de los parques eólicos, fue necesario trabajar particularmente en capacitación y formación del recurso humano, y en investigación e innovación en cuanto al uso de materiales específicos para este tipo de obras.

A partir de este proyecto, “se ha traído un nuevo desarrollo, en el que nosotros dejamos de hacer el hormigón común, y pasamos a realizar este producto. Lo que se ve ahora, es el resultado de mucho esfuerzo en desarrollar mano de obra local, porque al principio teníamos personas que venían de otros lugares, incluso del exterior, y lentamente se empezó a reconocer que teníamos capacidad para realizar una tarea de alta calidad”, explicó el titular de Fabri.

“Hay que reconocer que tuvimos el apoyo de la UOCRA que se interesó en que la gente se capacitara, y el que no quiere capacitarse, pues bien buscará otra obra en otro lugar. Quien trabaja aquí está dispuesto a salir adelante, en un marco donde al hombre se lo cuida, se le apoya para desarrollarse y se lo aprecia”, aseguró José Cardini, mientras supervisaba los últimos retoques que realizaban los operarios en la base de hormigón.

Gentileza El Diario de Madryn