Neuquén (EP) 18 de Jul. – Empresas esperan que el gobierno nacional autorice sus proyectos y poder contar con el subsidio a la producción. Los subsidios nacionales están en estudio para poder cumplir las metas de recorte del gasto público.

Ocho petroleras están a la espera de la definición de la cartera de Energía de la Nación sobre el futuro de los subsidios para el gas que se produce en Vaca Muerta, en el denominado Plan Gas que permite incentivar nuevos desarrollos gasíferos en la cuenca neuquina.

Es que las partidas del denominado Plan Gas, que contempla que las petroleras beneficiadas cobren 7,50 dólares por millón de BTU de gas natural si realizan inversiones, están en revisión en función del recorte del gasto público comprometido para cumplir las metas impuestas por el Fondo Monetario Internacional para dar auxilio a las críticas finanzas públicas del país.

El objetivo de estos subsidios, diseñados por el ex ministro Juan José Aranguren, permiten incentivar las inversiones de las petroleras en la producción de gas no convencional, cuya extracción tiene costos más altos que en los yacimientos convencionales. El ingreso al Gas Plus o Plan Gas requiere la aprobación de la provincia en primera instancia y la venia final de Energía de la Nación.

En la actualidad, según precisa el diario LM Neuquén, la provincia aprobó 14 proyectos, mientras que la Nación sólo habilitó el pago del subsidio a seis, según información oficial entregada al diario por el Ministerio de Energía de la provincia. Los otros ocho quedaron stand by mientras se termina de acomodar Javier Iguacel, el sucesor de Aranguren, al frente de la cartera energética.

El ex ministro Aranguren anunció antes de dejar la cartera que había reservado un presupuesto de 1100 millones de dólares para destinar a los planes aprobados según los términos de las resoluciones 46 y 419. Entonces, era el equivalente a unos 22 mil millones de pesos. Luego, se produjo la corrida cambiaria y el dólar saltó hasta los 28 pesos y algunos centavos por unidad en las pizarras de las casas de cambio hasta el 17 de julio.

El precio del gas a los fines del subsidio está fijado en dólares, con lo cual para cumplir con los planes originales del programa de incentivos el gobierno de Mauricio Macri debería extender la partida en pesos destinada a tal fin un 40 por ciento, hasta los 30.800 millones de pesos.

A la salida del ex presidente de Shell en Argentina del Gobierno, el Ministerio de Energía le había concedido los beneficios del Plan Gas a seis proyectos, de acuerdo a lo informado por Energía de Neuquén: La Ribera I y II (YPF), Agua del Cajón (Capex), Aguada Pichana Oeste y Aguada de Castro (PAE), Rincón La Ceniza (Total), Aguada Pichana Este (Total) y Fortín de Piedra (Tecpetrol).

Ninguno de los proyectos cobró el subsidio más allá de la producción entregada en febrero, mientras que algunos sólo cobraron enero y otros aún están en espera. No obstante, las operadoras de las seis áreas contempladas tienen más tranquilidad de cobrar que las de las áreas que están pendientes de la aprobación del Ministerio de Energía de la Nación.

Entre las petroleras que están a la espera de la aprobación de proyectos cuya producción de gas sea subsidiada hasta el precio sostén de la resolución 46 del Ministerio de Energía, la estatal YPF es la que tiene más áreas presentadas sin la respuesta final del gobierno nacional.

La compañía que preside Miguel Gutiérrez es la principal productora de Vaca Muerta. Su área estrella en materia de gas, El Orejano, cuya propiedad comparte con Dow Chemical, es una de las que está stand-by dentro del programa de incentivos a la producción del Ministerio de Energía.

El Orejano es la segunda área en volumen de producción de gas, detrás de Fortín de Piedra, de Tecpetrol, cuya producción está bajo el paraguas del plan gas prácticamente desde que comenzó a extraerse en plena gestión de Macri.

Antes de que comenzara a dar sus frutos la inversión de Tecpetrol, incentivada por el plan gas desde su decisión, El Orejano ostentaba los mejores números de producción de gas en Vaca Muerta.

Cabe recordar que con el nuevo Plan Gas, uno de los principales desarrollos fue el de Fortín de Piedra, por 1000 millones de dólares, impulsado por Tecpetrol. El proyecto apunta a la producción de gas y fue el primero en ser beneficiado con el programa de incentivos, además de uno de los más favorecidos por las condiciones impuestas para entrar al plan.

Según el Plan Gas, los subsidios irán decreciendo con los años, hasta el 2021. Estos precios son 7,50 dólares en 2018, 7 dólares en 2019, 6,50 dólares en 2020 y 6 dólares en 2021. En adelante, regirán los precios de mercado.

Desde que asumió Iguacel al frente de la cartera comenzaron las negociaciones con las operadoras de todos los sectores energéticos por cuestiones múltiples de sus negocios. La prioridad para la resolución está puesta en las variables vinculadas a las tarifas de los servicios públicos. Y entre estas se discute a cuánto se vende el gas para uso de generación eléctrica. Están en crisis los aumentos que dejó planteados Aranguren.

Las nuevas autoridades bajaron línea a favor de mantener la cotización en 4,68 dólares, que es lo que se paga actualmente. No hubo manifestaciones oficiales sobre cambios en los montos del incentivo a la producción de gas.

Gentileza Vaca Muerta News