Neuquén (EP), 28 de junio 2022. La Secretaría de Energía llamó este fin de semana a las petroleras a frenar los envíos interrumpibles de gas hacia el otro lado de la Cordillera. Los coletazos del paro del miércoles afectaron particularmente a YPF.

“En función de la información recibida por los transportistas, que evidencia elevados consumos zonales, se restringen a partir del día 26 de junio y hasta el martes 28 la totalidad de las exportaciones de gas natural con carácter interrumpible”, argumento la nota firmada este domingo por Maggie Videla Oporto, subsecretaria de Hidrocarburos, a la que accedió EconoJournal. La medida alcanza las cuencas Neuquina y Austral.

El gobierno se vio obligado a cortar los envíos interrumpibles de gas hacia Chile a raíz de la ola de frío que se registró en los últimos días de Neuquén, con nevadas incluso en la capital de la provincia, y como resultado también de los coletazos del paro de actividades del miércoles pasado tras el fallecimiento de un joven operario petrolero.

En ese contexto, algunas petroleras tuvieron problemas para recuperar toda la producción de gas afectada por la medida de fuerza. YPF, el mayor productor de la cuenca Neuquina, sufrió inconvenientes para extraer gas de algunos de los más de 20 yacimientos que opera en la región.

En consecuencia, la empresa que preside Pablo González envío el fin de semana menos gas del que tenía contratado con sus clientes industriales. La afectación, sin embargo, fue por un mínimo porcentaje (inferior al 3%). Se trató, más que nada, de una decisión preventiva para evitar incurrir en un desbalance mayor en el sistema gasífero (es decir, tomar más gas de los caños del que está respaldado por inyección propia).

Declaración oficial

YPF lo puso en estas palabras en una nota enviada a sus clientes: “Debido a las condiciones climáticas extremas en la provincia de Neuquén provocadas por la ola polar que afecta la región, se ha visto afectada la continuidad de manera segura de nuestras operaciones de producción de gas y consecuentemente nuestras obligaciones bajo la oferta que nos vincula. Todo ello se suma a la aún persistente afectación de un remanente de producción causado por la medida de fuerza gremial de público conocimiento acaecida durante el 22 de junio”, explicó la empresa en el documento.

“Resulta importante resaltar que lo eventos arriba descriptos constituyen eventos inculpables, imprevistos y ajenos a la voluntad de YPF, por lo que nos vemos obligados a declarar la fuerza mayor”, advirtió. Con ese texto, la compañía buscó cubrirse frente a eventuales reclamos de sus contrapartes industriales por el menor envío de gas.

Fuentes privadas indicaron que otros productores también registraron problemas para cumplir con sus compromisos de inyección. No obstante, allegados a Energía aclararon que el escenario del despacho de gas es bueno y en los hechos, “es mucho más holgado que el imaginaron petroleras, consultores y el gobierno a principios de año” cuando los precios del LNG se dispararon por la invasión rusa sobre Ucrania.

Fuente https://econojournal.com.ar/

Fotografía El Economista (México)