Mendoza (EPatagonicas) 11 de Oct. – Barrick, AngloGold y Newmont son las tres empresas que adquirieron pliegos de las áreas mineras del IPEEM. Hay expectativas para un nuevo proceso licitatorio a partir de 2017.

A un mes del Concurso Público de Ofertas convocado por el Instituto Provincial de Exploraciones y Explotaciones Mineras (IPEEM), tres empresas extranjeras son las interesadas hasta el momento. Se trata de Magsa-Barrick, AngloGold y Newmont Mining, todas con presencia en el país y que, como han comprado pliegos, se interpreta van a presentarse a la fase final de apertura de sobres.

Las áreas en cuestión son Arroyo Los Amarillos y Despoblados, ubicados en la zona de Valle del Cura, Iglesia, y Vanesa I y II, Marisa I y León I, en Calingasta; todas propiedad el IPEEM y las que llegan a un concurso público de ofertas nacional e internacional, después de cinco años y el primero bajo la administración de Uñac. Hablamos de cinco áreas mineras de oro, plata, cobre y molibdeno, comprendidas entre estos departamentos (ver Reservas Mineras).

“Hasta el momento está todo desarrollándose con normalidad, es un momento de consultas para luego tomar la decisión, pero tenemos buenas perspectivas”, señaló Juan Reus vicepresidente del IPEEM. Según la fuente, mejores condiciones a nivel internacional en cuanto al repunte en el precio de los metales, más un contexto nacional con reglas de juego más claras para la minería como la eliminación de retenciones, jugaron a favor para crear un escenario favorable a este proceso licitatorio. De hecho y según deslizó Reus, hay expectativas con un nuevo llamado a concurso con nuevas áreas (La Ortiga podría estar incluida en este grupo) el que seguramente podrá concretarse ya a partir de 2017.

En ese sentido las perspectivas se refuerzan con las posibles inversiones que se puedan motorizar a partir del Mini Davos (el encuentro que se desarrolló en Buenos Aires ante empresarios e inversores internacionales), espacio en el que Sergio Uñac representó a la región de Cuyo en el Foro de Negocios y fue la oportunidad para destacar a la actividad minera local y la posibilidad de una reactivación de Lama. A un nivel más doméstico, también está la necesidad local de concretar algún proyecto en forma inmediata, teniendo en cuenta la vida útil de los proyectos que están hoy en explotación.

En cuanto a este llamado a licitación que inició el 9 de agosto y cierra el 26 de noviembre, en esta ocasión los pliegos cuestan 5.000 dólares, un valor que de acuerdo a Reus se mantiene desde la década de los ´90, del mismo modo ocurre con el canon de exploración valuado en 25.000 dólares por cada 5.000 hectáreas que se entregan. Pasada esta etapa, se llega a la instancia de apertura de sobres: Uno con los antecedentes empresariales, económicos y actividades vinculadas a la minería de la empresa interesada. El segundo con la oferta económica y el plan de inversiones. La empresa que se resulte adjudicada, podrá realizar trabajos en las áreas durante cinco años, un plazo que puede extenderse de acuerdo a las necesidades de la empresa, o detener tareas si los resultados no son los esperados.

Diario de Cuyo