Buenos Aires (EP) 29 de Mar. – A pesar de que cerraron la semana con bajas, el oro y la plata tuvieron su mejor performance desde 2008. Las medidas de estímulo en EEUU generaron confianza.

El oro cayó este viernes pero logró su mejor semana desde diciembre de 2008, después de que un récord de solicitudes de beneficios por desempleo en Estados Unidos aumentó las esperanzas de más estímulos para aliviar el impacto económico de la pandemia.

El precio del metal precioso perdió un 0,2% a u$s1.625,16 la onza en las operaciones de la tarde, tras cinco sesiones seguidas de ganancias. Por su parte, los futuros en EEUU cedieron un 1,5% a u$s1.625,80 la onza.

El oro subió un 0,7% por estímulos que redujeron la demanda de efectivo.

De esta manera, el lingote de oro se disparó un 8% en la semana, respaldado por las medidas de estímulo económico sin precedentes adoptadas por la Reserva Federal.

La Cámara de Representantes de Estados Unidos aprobó un paquete de u$s2,2 billones, el más grande en la historia del país, para ayudar a las personas y las empresas a hacer frente a la recesión económica generada por la pandemia de coronavirus.

Respecto al resto de los metales, la plata bajó un 0,2% a u$s14,36 dólares la onza a pesar de que tuvo su aumento semanal más importante desde 2008. Mientras tanto, el paladio cayó un 3,2% a u$s2.255,81 para dispararse un 36% en la semana, mientras que el platino subió un 0,6% a u$s740,47 para registrar un avance semanal del 21%.

El platino y el paladio, dos metales usados en la fabricación de catalizadores de autos, cerraron la semana con sus mayores avances jamás registrados, después de que el cierre en un gran productor como Sudáfrica aumentó la preocupación sobre los suministros.

Fuente Ambito Financiero