San Juan (EPatagonicas) 17 de Septiembre. – La Justicia de San Juan ordenó la suspensión por cinco días de toda la actividad en la empresa Barrick Gold en la mina de Veladero, tras el derrame de cianuro.

Las primeras informaciones aseguran que el juez Pablo Oritja también ordenó a la empresa canadiense entregar agua embotellada a los habitantes de los departamentos Jáchal e Iglesia.

Por su parte, Barrick informó ayer en un comunicado que «desde el día del incidente en la mina Veladero, en ninguno de los monitoreos se ha detectado la presencia de solución cianurada en el río Jáchal ni en el dique Cuesta del Viento, en su entrada y desembocadura. A partir de este incidente y del avance de las investigaciones internas y los resultados internos de monitoreos obtenidos a la fecha, se ha podido confirmar que la contingencia ocasionó el ingreso temporal de solución cianurada al río Las Taguas, en niveles que no han generado impactos en la salud de las personas y que actualmente no registran valores detectables en el área de la mina. Aun cuando no se identificaron riesgos para la salud de la población, se tomaron medidas preventivas en las comunidades aledañas al río Blanco. En este sentido, Barrick completó esta madrugada (por ayer) la distribución de 150 mil litros de agua potable en estas comunidades a los fines de llevar tranquilidad a esas poblaciones».

La compañía, continuo el comunicado, sigue entregando a las autoridades toda la información requerida respecto al incidente ocurrido. «Seguimos trabajando en el proceso de investigación interno para determinar las causas y responsables de dicho incidente», dijo la empresa.