Buenos Aires (EP) 06 de Junio. – Grupo de mandatarios de distritos con expectativas en el sector negociaron puntos del plan tras el rechazo que había manifestado el salteño Urtubey.

El Pacto Federal Minero que auspicia el Gobierno nacional se encaminó ayer a su firma definitiva, al destrabarse en una reunión en Buenos Aires el freno que había puesto Salta cuando las provincias estaban a punto de desenvainar las lapiceras.

El encuentro previsto originalmente para rubricar el documento viró tras el rechazo del gobernador salteño, Juan Manuel Urtubey, quien el viernes pasado anunció que su provincia se bajaba del acuerdo. Los norteños cuestionaban la seguridad jurídica y la carga impositiva a las empresas, aunque el principal motivo que confiaron en reserva fue la queja por la falta de consulta a las provincias, en especial por parte del Ministerio de Energía nacional encabezado por Juan José Aranguren.

Por eso, el cónclave en Buenos Aires del que participaron Aranguren, Urtubey y los gobernadores de Río Negro (Alberto Weretilneck), de Catamarca (Lucía Corpacci) y de San Juan (Sergio Uñac) sirvió para terminar de definir el texto final, donde entraron en consideración las peticiones salteñas.

Ahora, al plan (que apunta a atraer inversiones para el sector y dar un nuevo marco de trabajo ambiental) se le modificaron una serie de puntos. Por ejemplo, se negoció eliminar una imposición de la Casa Rosada consistente en un fondo para el desarrollo del sector del 1% sobre el ingreso de las mineras, que lo iba a administrar Nación. También se acordó el techo de regalías del 3%. Y que cualquier nuevo porcentaje o forma de cálculo que se quiera implementar, se aplique para nuevos proyectos, y no para los existentes.

El acuerdo tuvo desde su origen el rechazo del gobernador de Chubut, Mario Das Neves, por temas tanto ambientales como por el límite a las regalías de 3%. El mandatario argumenta que los recursos son provinciales y no le corresponde a la Nación fijar topes de retención.

También hubo reparos de Santa Cruz, aunque se mostró más flexible que Chubut. Pero si bien ya se descontaba la ausencia de Das Neves en la foto final, el comunicado del viernes de Salta fue una sorpresa.

De hecho, el gobernador de San Juan, Sergio Uñac, una de las provincias donde la actividad minera es más relevante, fue uno de los articuladores durante el fin de semana de la reunión de la que también fue parte y que dejó la ruta allanada para la firma del texto. Desde el entorno del mandatario dijeron a este medio que Uñac esperaba llegar a «un verdadero acuerdo federal».

Otra provincia que tiene esperanzas en el desarrollo minero es Mendoza (donde están a punto de reactivar la mina de Potasio Río Colorado con la brasileña Vale). El distrito prefirió no enviar ningún funcionario a Buenos Aires, ya que no tenía reparos en el Plan Federal, en el que, como indicaron a

Ámbito Financiero desde la provincia, participaron de forma activa en su elaboración. Para los mendocinos, el acuerdo que va en línea con la ley provincial para el sector, permitirá generar proyectos de exploración, lo que genera una gran expectativa.

Por último, funcionarios salteños manifestaron que el 1,5% destinado para fondo provincial para infraestructura minera, no será aplicado en esa provincia, aunque sí quedará en el convenio.

Santa Cruz también participó

El Vicegobernador Pablo González junto al Ministro de la Producción Leonardo Álvarez, fueron los representantes del Gobierno de Santa Cruz.

De la reunión participaron el Ministro de Energía de la Nación Juan José Aranguren, el Secretario de Minería Daniel Meilán, la Gobernadora de Catamarca Lucia Corpacci, de San Juan Sergio Uñac, de Salta Juan Manuel Urtubey, de Rio Negro Alberto Weretilneck, de Neuquén Omar Gutiérrez y el Vicegobernador de Tierra del Fuego Juan Carlos Arcando.

Tras la extensa reunión permitió llegar a un acuerdo que significa un avance en políticas de estado comunes a las provincias, tales como los programas mineros para el desarrollo local, el empleo local, el compre local y las pymes mineras. Se establece una coordinación en materia ambiental minera con la incorporación de un equipo consultivo en gestión minera. Se establece el sistema de ingresos brutos devengados con un canon del 3% para las provincias que adhieran a la norma a dictarse y el acceso a un esquema de acceso a los aportes federales para infraestructura minera. También se establece un sistema de registro y catastro minero unificado y acuerdos en relación a la ciencia, tecnología e innovación por ejemplo.

Al finalizar el encuentro el Vicegobernador indicó “en el caso de Santa Cruz la Cámara de Diputados sancionó por unanimidad la Ley que estableció el proyecto UNIRSE en virtud del cual se materializa la responsabilidad social empresaria que comprende programa de servicios, inversión social, de salud, obras, adquisiciones de bienes, ante lo cual la implementación de un artículo que se contradice con la norma provincial al establecer un porcentaje inferior al de Santa Cruz no es aceptada por nuestra jurisdicción# y agregó “a su vez el proyecto tiene idéntica regulación pero fijando de manera concreta cuáles eran los destinos -solamente a infraestructura- para los cuales se les quita autonomía a cada provincia.  Nosotros estamos de acuerdo con incentivar las Pymes locales, el compre local y el empleo local y sobre tales puntos estamos trabajando fundamentalmente con CAPROMISA, pero creemos que hay materias que son propias de las provincias. Por lo demás se discutieron otros aspectos y se evaluó avanzar en borradores para avanzar en la firma cuestión que será evaluada por la Gobernadora”.

Fuente Prensa HCD y Ámbito Financiero