Santa Cruz (EP) 18 de Jun. – Desde la Intervención de YCRT dieron por finalizada la mesa de trabajo.

La empresa pidió el cierre del PPC “sin acuerdo”. Denunció que la dirigencia gremial se negó sistemáticamente a acordar. Advierte que en este escenario “se inaugura un capítulo menos feliz para esta historia”, ya que el destino de la empresa quedará en manos “de otros niveles decisorios”, ya que con la presente “ecuación” es inviable y por “la intransigencia, nos empujan inexorablemente hacia ese destino irremediable”.

Ayer a última hora, la empresa denunció que “los gremios eligieron sus privilegios por sobre el futuro de la Cuenca”, afirmando que se registraron “reiteradas negativas de la dirigencia gremial a acordar”.

En ese marco, indicaron que se venció el plazo del Procedimiento Preventivo de Crisis en YCRT, por lo que se “solicitó el cierre de actuaciones”, lo que advierten “inaugura un capítulo menos feliz para esta historia”.

Fue la propia Intervención de YCRT la que emitió un informe técnico donde pide el cierre de las actuaciones del Procedimiento Preventivo de Crisis sin acuerdo. “Este es el resultado al que se llegó tras el cumplimiento del plazo de negociación consignado por el PPC, a lo largo del cual la dirigencia gremial se rehusó a acordar a pesar de las múltiples concesiones hechas por la Intervención, como la reincorporación de los mineros anteriormente desvinculados. En este sentido, en el informe se realizó una evaluación objetiva y directa de los motivos que no le posibilitan a YCRT encontrar una salida, la cual le permita consolidarse como empresa productiva”.

Según indica el informe, el propósito (en todo momento) ha sido llevar racionalidad a las exigencias planteadas, “pero no existió una intención constructiva de parte de la dirigencia gremial para entender la gravedad de esta crisis” y en cada una de las reuniones mantenidas en la sede de la empresa, como las realizadas de manera privada, los gremios no estuvieron dispuestos “a dejar de lado sus intereses personales y partidizados”.

Insistieron desde YCRT que “la falta de disposición de los gremios no nos permite acordar el reordenamiento de la situación laboral de toda la nómina, teniendo como norte la disminución del déficit fiscal y el logro de la sustentabilidad económica”.

En el extenso comunicado, la empresa recuerda el grado del subsidio que viene recibiendo todos los años: “Hoy hablamos de $ 3.435 millones destinados a subsidiar a nuestro yacimiento, enorme erogación la cual sale de la recaudación fiscal y, sin embargo, el 90% de dicho monto lo usamos para pagar salarios”.

En ese marco, la Intervención puso la mira en el “complemento jubilatorio”, que demanda “más de $ 400 millones del total del subsidio anual recibido” para mantener el beneficio del 82% móvil que el sistema nacional jubilatorio no reconoce, “quitándonos la posibilidad cierta de utilizar esa masa de dinero para la producción de carbón”, al tiempo que indicó que ese cobro es un privilegio respecto del sistema con un gran distorsión, ya que “en algunos casos un jubilado llega a cobrar el salario de al menos tres mineros activos”.

Finalmente advirtieron, una vez más: “si no revertimos esta ecuación, nuestra empresa es inviable y lamentablemente la intransigencia y los sectores menos comprometidos con el futuro de YCRT nos empujan inexorablemente hacia ese destino irremediable”.

Desde la Intervención se señaló que “en todo momento se ha buscado, mediante el diálogo y la negociación, el acuerdo permanente y una muestra de racionalidad de la otra parte”, pero la misma no existió, razón por la cual se solicitó “formalmente el cierre de las actuaciones del Proceso Preventivo de Crisis sin acuerdo, dejando en manos de otros niveles decisorios el destino de una empresa que en todo momento hemos tratado de preservar, potenciar y hacerla productiva”.

“Entre todos los que trabajamos en esta Intervención tratamos de hacer lo mejor posible para reflotar el yacimiento, impulsar la terminación de la mega usina y reinstalar a YCRT en el concierto de entes y empresas productivas del país, pero solos no podemos hacerlo. Si la clase dirigente-gremial no acompaña a la empresa y a sus trabajadores, los esfuerzos se hacen insuficientes para poner en valor una empresa y promover su desarrollo de cara al futuro”, concluyeron en el comunicado.

Prensa YCRT