Buenos Aires (EP), 31 de agosto 2021. El Brent subió más de un 11% y el WTI más del 10% lo que supone las mayores ganancias porcentuales semanales para ambos desde junio de 2020. Además el viernes treparon 2% luego de que las petroleras comenzaron a cerrar la producción de EEUU en el Golfo de México antes de la llegada del huracán Ida. El cierre del Brent fue el más alto desde el 2 de agosto y el del WTI desde el 12 de agosto.

Los futuros del Brent subieron 1,63 dólares, o un 2,3%, para cerrar en 72,70 dólares el barril, mientras que el crudo estadounidense West Texas Intermediate (WTI) avanzó 1,32 dólares, o un 2%, a 68,74 dólares.

Edward Moya, analista principal de mercado de OANDA comentó que “Operadores del sector energético están impulsando los precios del crudo en previsión de interrupciones de producción en el Golfo de México y por crecientes expectativas de que la OPEP+ pueda resistirse a aumentar la producción dado el reciente impacto de la variante del Delta sobre la demanda de crudo”.

Los productores de petróleo cerraron el viernes el 59% de la producción de crudo del Golfo de México mientras el huracán Ida se dirigía hacia los principales yacimientos petrolíferos en alta mar de Estados Unidos, según la Oficina de Seguridad y Cumplimiento Ambiental (BSEE).

Las empresas petroleras y gasísticas estadounidenses se apresuraban a completar las evacuaciones de las plataformas marinas del Golfo de México antes de que Ida se abalance sobre Luisiana como tormenta mayor a principios de la próxima semana. Los pozos marinos del Golfo de México representan el 17% de la producción de crudo de Estados Unidos, mientras que más del 45% de la capacidad total de refinación de Estados Unidos se encuentra en la costa del Golfo.

Bob Yawger, director de futuros de energía de Mizuho en Nueva York dijo “Históricamente, el crudo repunta cuando se acercan los huracanes, a pesar de que las refinerías no necesitan crudo cuando están cerradas durante una tormenta”.

Los precios del petróleo son apoyados por una depreciación del dólar a un mínimo de una semana frente a una cesta de otras monedas tras comentarios moderados del presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos, Jerome Powell. Un dólar más débil hace que el petróleo sea más barato para los compradores con otras monedas.

La OPEP+, se reunirá el miércoles para discutir su plan de julio de aumentar la producción en 400.000 barriles diarios cada mes durante los próximos meses.