Chubut (EP) 7 de Abr. – “El traspaso y la venta de Sipetrol a Capsa permitirá mantener casi 300 o 400 puestos de trabajo que se van a generar en un yacimiento que con esa inversión se va a poner al nivel que estaba en 2010 o 2011”, afirmó el dirigente petrolero, Jorge Loma Ávila.

En diálogo con FM La Petrolera, el secretario general del Sindicato del Petróleo y Gas Privado del Chubut adelantó que “vamos a tener algunos conflictos tal vez de nuevo con Tecpetrol y creo que empezamos a cerrar lo que va a ser el día martes, ya para transmitir oficialmente lo que será la reunión de Petrominera para garantizar el traspaso y la venta de Sipetrol a Capsa”.

“Creo que de esa reunión va a salir el 90% de todo eso y después ya lo trasladaremos a la Legislatura, porque eso significa la salida de un perforador de 2 workover, de un pulling, de un plan de inversión de 120 millones de dólares que se transforma también en plata rápida para la provincia pero también en fuentes de trabajo y trabajo para nuestra gente”.

El dirigente gremial sostuvo que “eso es lo que debemos empezar a hacer rápido para activar ese yacimiento.

Así que en eso estamos trabajando y la mejor noticia que hay más allá de las paritarias, es la movilización de un yacimiento que está prácticamente paralizado donde los compañeros están hace casi un año sin trabajar y la inversión está totalmente parada porque la venta en este contexto no llegaba a un final”.

“Lo bueno es que esto mantiene los casi 300 o 400 puestos de trabajo que se van a generar en un yacimiento que con esa inversión se va a poner al nivel que estaba en 2010 o 2011” indicó Ávila.

Paritarias

Los petroleros volverán a paritarias el 11 de abril. Desde el gremio de Chubut cuestionan que Nación intenta imponer el 15%, incluso con más insistencia que las empresas del sector.

El Sindicato Petrolero de Chubut no quiere el mismo acuerdo que Neuquén, que cerró un incremento salarial del 15% en dos cuotas. Por eso, el secretario general Jorge Ávila confirmó un frente común con Santa Cruz y Mendoza para elevar ese techo al que consideran impuesto por las operadoras y el gobierno nacional.

“El Ministerio de Trabajo presiona más que las cámaras empresarias para que aceptemos ese acuerdo”, manifestó “Loma” Ávila, en ADN Sur. “De las seis reuniones que tuvimos, cinco fueron con el Ministerio de Triaca y una sola con las empresas”.

El dirigente recordó que el planteo de su gremio es un 20% de incremento salarial, lo que fue rechazado por el sector ministerial y empresario. “Después bajamos al 18% pero tampoco hubo acuerdo. Ahora que Pereyra (líder de los petroleros neuquinos) firmó por el 15%, nos meten presión a nosotros para que firmemos lo mismo, pero es imposible: nadie cree que la inflación va a ser del 15%, como dice el gobierno”.

Gentileza El Diario de Madryn