Buenos Aires (EP), 18 de agosto 2022. La petrolera de bandera comenzará los esperados trabajos en la lengua mendocina en octubre pero para ello necesita el visto bueno de la dirección de Protección Ambiental de la Provincia

Este es el último paso para la concreción de la inversión de 17 millones de dólares pactada en 2021. Luego de aprobado el estudio de impacto ambiental, la petrolera podrá iniciar la perforación de dos pozos en el límite de las áreas hidrocarburíferas de su titularidad, bloques CN-VII y Paso de las Bardas Norte.

Según el Gobierno mendocino, los trámites terminarían a fines de septiembre por lo que los trabajos podrían comenzar en octubre. YPF, de hecho, se había comprometido a iniciarlos en el último cuatrimestre de 2022.

La dirección de Protección Ambiental de la Secretaría de Ambiente de la Provincia, a cargo de la ingeniera Miriam Skalany, emitió dos resoluciones (379 y 380) mediante las que dio por iniciado el procedimiento de evaluación de impacto ambiental de los dos proyectos, uno en el área CN VII A, y el otro en Bardas Norte, las porciones mendocinas de Vaca Muerta.

Para ello, la empresa presentó información acerca de los trabajos que pretende realizar, los cálculos sobre los volúmenes de agua a utilizar, la declaración jurada de no afectación de acuíferos, y la póliza de seguro.

En tanto que la secretaría de Ambiente designó a la facultad de Ingeniería de la Universidad Nacional de Cuyo para que realice un relevamiento de campo en conjunto y formule su dictamen técnico. También tendrán injerencia en el estudio Irrigación, la municipalidad de Malargüe, que es donde se ubican los pozos, y la dirección de Patrimonio Cultural y Museo de la Provincia.

Para emitir los dictámenes, las diferentes instituciones tendrán 10 días hábiles desde que les llegue la información de YPF.

Desde el Gobierno entienden que, debido a que se han venido trabajando los requerimientos en conjunto con la empresa petrolera, no habrá inconvenientes en la aprobación del estudio, por lo que los trámites necesarios para poner en marcha la ansiada exploración estarían terminados a fines de septiembre.

A fines de mayo, Rodolfo Suarez viajó hasta Loma Campana, el yacimiento clave de Vaca Muerta donde YPF trabaja el petróleo no convencional. Allí, la petrolera ratificó la inversión de 17 millones de dólares en la lengua norte, es decir la que se encuentra en Mendoza.

El convenio firmado con la Provincia implica una prueba piloto que tiene por objeto conocer el potencial de la formación Vaca Muerta en Malargüe.

“Este piloto constituye un paso estratégico para el futuro petrolero provincial y nacional, ya que abre nuevas perspectivas ante la posibilidad de ampliar los límites geográficos para el desarrollo de este yacimiento no convencional”, señaló YPF en su momento.

“Si la exploración da resultados positivos dará lugar a una inversión que generará un cambio importantísimo para todos los mendocinos”, dijo también el gobernador Suarez en aquella oportunidad.

Fuente https://www.runrunenergetico.com/

Fotografía Metadata