Neuquén (EPatagonicas) 19 de Julio. – Según una tesis de estudio, la línea de ferrocarriles Roca debe ser la columna vertebral del desarrollo no convencional en la Cuenca Neuquina, porque aliviaría el tráfico por la ruta 22.

El ingeniero civil Bruno Agosta que cursa una maestría en Ciencia del Transporte en el Instituto Tecnológico de Massachusetts analizó en su tesis los puntos de inversión necesarios para la infraestructura que demandará el desarrollo del shale nacional y llegó a la conclusión de que el tren debe estructurar todo el transporte de cargas.

Agosta reconoce que la línea de ferrocarriles Roca debe ser la columna vertebral del desarrollo no convencional en la Cuenca Neuquina porque descargaría de camiones la ruta 22, donde conviven el petróleo, el transporte de fruta y los vehículos particulares y permitiría bajar costos, ganando en seguridad para las cargas.

Según la entrevista realizada en el diario “Río Negro”, una de las desventajas del transporte en tren es que las vías atraviesen la mayoría de las principales ciudades de la región. Por ese motivo no descarta que, además de las inversiones necesarias en mantenimiento, también podrían necesitarse nuevos tramos o trayectos para desviar las frecuencias de las zonas con mayor movimiento urbano.

Según explicó Agosta, en la actualidad pasan alrededor de cinco formaciones de carga a la semana. En caso de optimizarse el transporte ferroviario y teniendo en cuenta las proyecciones actuales, al tránsito por las vías podría multiplicarse hasta tener más de dos formaciones de carga diarias surcando la traza hacia Vaca Muerta.

Además los trenes deberían ser de mayor capacidad de carga y con más vagones, para garantizar traslados a menores costos.

En cuanto a los encargados de la inversión para poder transportar la producción de shale,

Agosta considera que más allá de que puedan incorporarse en un mix estatal y privado, deben analizarse con tiempo. “Hay que planificar y cuánto más rápido se consigan conclusiones mejor será porque todo lo que se retrasa cuesta más caro a futuro”, explicó.