Neuquén (EP), 19 de noviembre 2021. Es una obra clave para evitar cuellos de botella para la creciente producción de Vaca Muerta en el corto y mediano plazo.

Oleoductos del Valle SA (Oldelval) invertirá 50 millones de dólares para ampliar hacia mediados del 2022 su capacidad de transporte desde Vaca Muerta en unos 50 mil barriles diarios. La empresa informó que inició una obra para ampliar de forma paulatina su capacidad de bombeo hacia las refinerías en la provincia de Buenos Aires, de modo de totalizar unos 42.000 m3/d en la mitad del año próximo, unos 8.000 m3/d más que en la actualidad.

De este modo, cuando las obras estén concluidas, podrá transportar unos 264 mil barriles diarios, casi en su totalidad desde la provincia de Neuquén.

El objetivo de esta obra, en buena medida, es ofrecer una salida para el crudo sobrante dentro del país que encuentra oportunidades de exportación en el exterior y dar un salto respecto de los 34.000 m3/d de capacidad de transporte. Uno de cada diez barriles producidos en Neuquén salieron del país en los primeros seis meses del año.

El anuncio tiene lugar en medio de una producción que creció sustancialmente en lo que va del 2021. Se espera que solo en un mes la producción crezca en unos 20 mil barriles, para llegar a unos 230 mil cuando se conozcan los datos oficiales en los próximos días.

Al mismo tiempo, la provincia espera una producción promedio en torno a los 244 mil barriles diarios para el año entrante, si bien podría alcanzar la meta de unos 280 mil barriles en diciembre del 2022.

Oldelval sostuvo que de esta manera “acompaña el crecimiento de la producción de crudo en la Cuenca Neuquina -Neuquén, Río Negro y parte de Mendoza – como consecuencia de los trabajos y resultados que están obteniendo las principales operadoras en Vaca Muerta”.

La empresa transporta el 85% del petróleo producido en la Cuenca Neuquina, cerca del 45% de la producción total del país y el 95% de la producción de Vaca Muerta, que experimenta por estos días su pico histórico de producción en medio del repunte de la demanda en este tramo de la pandemia, con niveles de consumo de combustibles similares a los de la previa de la llegada del COVID-19 al país y con el impulso adicional de exportaciones.

El sistema de transporte de Oleoductos del Valle atraviesa cuatro provincias del país y se extiende desde Rincón de los Sauces y Plaza Huincul en la provincia del Neuquén, continuando su traza por Río Negro y La Pampa y alcanzando finalmente el Puerto Rosales, ubicado en la ciudad de Punta Alta, Provincia de Buenos Aires

Su actividad involucra el desarrollo, operación y mantenimiento de más de 1.700 kilómetros de ductos que constituyen una red única e integrada.

En paralelo, el gobierno neuquino informó días atrás que busca una salida nacional para el crudo desde Vaca Muerta en negociaciones con los accionistas del Oleoducto Transandino SA (OTASA), un tendido que podría impulsar nuevas exportaciones desde Neuquén, pero que requiere de una puesta a punto. Para ponerlo a funcionar, se requiere de al menos una garantía de unos 50 mil barriles diarios en promedio, de un total de 100.000 que podrían transportarse hacia el otro lado de la cordillera de los Andes.

Fuente https://www.mejorinformado.com/

Foto Mas Energia – lmneuquen.com