Brasil (EPatagonicas) 19 de Julio. – El presidente de la estatal Petróleo Brasileño S.A. (Petrobras), Pedro Parente, negó este lunes que tenga intención de privatizar la compañía, tal y como aseguran sectores de izquierda, aunque no descartó abrir el control de la empresa al sector privado. “Creo que la sociedad brasileña no está madura para discutir la privatización de Petrobras”, dijo el directivo en una entrevista publicada este lunes en el diario “Folha” de Sao Paulo.

Parente, a cargo desde hace dos meses tras el cambio de Gobierno, dijo que una de las razones de la crisis que vive la mayor empresa de Brasil fue “hacer deliberadamente la elección de estos deshonestos (directivos) para liderar la empresa”, de la que desviaron al menos 2.000 millones de dólares entre 2004 y 2014. El directivo dijo que no habrá “dogmas” a la hora de vender activos y reconoció que se está analizando el poder compartir el control de algunas filiales de Petrobras con el sector privado, según publica la agencia Xinhua.

“En el caso de que abriéramos la mayor parte del control, sería con un co-control”, dijo Parente en la entrevista, en la que agregó que esto se haría con tres condiciones: “maximizar el valor de los activos, preservar la empresa con una estructura vertical y mantener los intereses estratégicos”. Parente aseguró que encontró una compañía “muy enferma. Hace un año y medio; era una hemorragia aguda: no tenía balance y estaba en el límite de provocar un rescate de las deudas. La directiva que llegó en aquella época consiguió resolver esta hemorragia, pero todavía hay problemas complicados”.

Petrobras vive una grave crisis económica a raíz de la red de corrupción formada por directivos, políticos y empresarios implicados en el caso ‘Lava Jato’. Debido a ello, Petrobras anunció un plan para vender activos para hacer caja, ante los graves problemas financieros que atraviesa.

El mismo lunes, la compañía estatal brasileña Petrobras informó además que analiza propuestas para la venta de parte de Petrobras Distribuidora (BR), su subsidiaria dedicada a la distribución de combustibles en todo el país. En un comunicado enviado al mercado, Petrobras aseguró que “evalúa las propuestas recibidas” para la venta de parte de su subsidiaria, uno de los activos más valioso de la compañía, según publica la agencia Efe.

(Por: Energía 16)