Buenos Aires (EP) 01 de Septiembre. – Basada en la versión XLS 4×4 Automática, conserva el motor 2.2 de 160 CV pero cuenta con un kit estético específico que le da una imagen más deportiva.

Al igual que en nuestro país, uno de los segmentos más demandados en Brasil es el de las pick ups. Es por eso que Ford decidió lanzar una edición especial de la Ranger, con equipamiento exclusivo y una estética diferenciada.

Denominada Sportrac, se basa en la versión XLS 4×4 con transmisión automática, a la que suma un kit estético específico, compuesto por una barra antivuelco, estribos laterales, faros con máscara negra, paragolpes, espejos y llantas de aleación de 17 pulgadas de color gris grafito y gráficos decorativos en los laterales. En el interior, el logo Sportrac está bordado en los apoyacabezas delanteros.

En cuanto a equipamiento de confort y seguridad, dispone de 7 airbags, asistente al arranque en pendientes, sistema AdvanceTrac, control de descenso, sistema multimedia Sync 3 con asistencia de emergencia y AppLink, cámara de retroceso, dirección eléctrica, sensores de estacionamiento trasero, anclajes Isofix, levantavidrios y espejos eléctricos, control de velocidad crucero y diferencial trasero autoblocante.

Mecánicamente, mantiene el impulsor turbodiesel 2.2 de 160 CV y 39,3 kgm de torque, acoplado a una caja automática de seis marchas. Por el momento, su llegada a nuestro mercado no está prevista, aunque podría ser una interesante competidora para la Toyota Hilux Limited, que será lanzada antes de fin de año.

Fuente 16 Válvulas