Santa Cruz (EPatagonicas) 28 de Septiembre. – Luego del arribo del crucero Le Soleal, en Puerto San Julián siguen llevando a cabo tareas para incentivar a las empresas turísticas a arribar a la localidad. El Capitán Jorge Daniel Moreteau comenzó con nuevas pruebas de balizas en la bahía de la ciudad.

«Mucha gente vino a la costa a ver cómo quedaba el barco varado, pero no fue así. Este pueblo tiene muchas posibilidades desde el punto de vista portuario. Vamos a seguir alimentando esto con la cooperación del Intendente Nelson Gleadell», afirmó. Estas obras facilitarían decisiones de operadoras interesadas en ingresar en el presente año.

El 10 de noviembre de 2014, el crucero Le Soleal, de la Compañía Du Ponant, dio inicio a un gran sueño para Puerto San Julián: comenzar a incentivar a las empresas náuticas a arribar a la localidad para fortalecer esta arista e iniciar una nueva etapa en el turismo internacional. Esta embarcación de 204 turistas y 124 tripulantes recibió al Intendente Nelson Gleadell y a su comitiva, la cual también integraba el Diputado por el Pueblo Leonardo Álvarez. «Hoy hemos demostrado que pueden ingresar barcos de gran porte a nuestra bahía. Gracias a todos los que confiaron e hicieron posible esto», aseguró Gleadell en ese entonces. El histórico acontecimiento llevó a la promesa de continuar alimentando la idea y el Capitán Jorge Daniel Moreteau se encuentra trabajando para cumplir con el cometido, para el cual está realizando nuevas pruebas de balizas en las aguas aledañas a la ciudad.

“Estamos cerca de los 500 años del arribo de Magallanes por aquí, por lo que hay mucha expectativa. Esta es una de las ciudades que integran a la Red Mundial de Ciudades Magallánicas y tiene mucha importancia porque la flota de Magallanes pasó un invierno acá. Fue muy linda la foto del contraste de la Nao Victoria y el Crucero que arribó a la bahía. Yo le dije una vez al Secretario de Turismo de la Nación, don Enrique Meyer, que iba a entrar un barco de pasajeros aquí. Y lo hice. Mucha gente vino a la costa a ver cómo quedaba el barco varado, pero no fue así. Este pueblo tiene muchas posibilidades desde el punto de vista portuario y náutico. Su gente es muy agradable y está apta para albergar y recibir al turismo. Los mismos franceses me lo han dicho. Estaban muy contentos con lo que son las fuerzas vivas de acá, la Municipalidad y las organizaciones. Además, por supuesto, de la gran cooperación del Intendente Nelson Gleadell. Se pudieron hacer algunas balizas para tener mayor seguridad”, aseguró en diálogo con la Radio Municipal (FM 99.5).

Por otra parte, detalló las labores que está llevando a cabo: “En esta oportunidad estoy aquí para hacer una prueba de balizas más en el fondo de la bahía para tener una mejor orientación y que no se confunda con las nuevas luces y construcciones. Lo que sucede es que San Julián ha crecido bastante. La gente, al ser un crecimiento gradual, no se ha dado cuenta. Pero es real. Y al ocurrir esto, las balizas quedan mimetizadas con las construcciones y el paisaje. Entonces, hay que redescubrirlas para mejorar las condiciones y que vengan otros barcos. La intención es que vengan más barcos a visitar a San Julián todas las temporadas. Estuve reunido con el Intendente, que cooperando junto a Prefectura y Servicios Públicos ayudó a conformar un equipo de trabajo. Esto fue un pasito nada más, pero queremos seguir potenciándolo. Este puerto es muy seguro, no tiene grandes corrientes. Sí, hay que entrar con cuidados, pero de a poco esto va a empezar a tomar volumen”.

La tarea emprendida se orienta a mejorar las señales que orientan las distintas enfilaciones que el barco debe realizar en la bahía. De esta manera, estas nuevas obras, facilitarían la determinación de otras operadoras interesadas en ingresar a la Bahía de San Julián en el presente año.